Osmosis
Los equipos de osmosis inversa son la solución real a los problemas del agua del grifo que consumimos diariamente ya que contienen sustancias no saludables para nuestra salud.

El agua tratada a través de equipos de osmosis inversa es ideal para beber y hacer cubitos de hielo sin sabores ni olores extraños. Además no altera el sabor de las bebidas ni  de los alimentos al cocinarlos. El agua osmotizada es perfecta para preparar café, té, infusiones, zumos, etc. descubrirás nuevos sabores. El agua tratada a través de equipos de osmosis inversa es recomendada para dietas bajas en sodio que ayudan a regular tu organismo. Ten en cuenta que tu salud y la de tu familia dependen en gran parte del agua que consumes. El agua del grifo contiene sustancias como el cloro, nitrito, nitrato, metales pesados, pesticidas, etc. que a la larga son perjudiciales para nuestra salud.

Los equipos de osmosis son de fácil y rápida instalación, se colocan debajo del fregadero y te olvidarás de volver a comprar agua, cargarla y almacenarla. Además de comodidad, ya que tendrás agua de calidad en cualquier momento, ahorras dinero porque tu única factura será la del agua de la red.

El proceso de los equipos de osmosis inversa consiste en hacer pasar el agua a través de una membrana semipermeable donde quedan depositadas las sustancias que no son saludables para el consumo.