osmosis
El aumento del mercurio en el agua ha aumentado en los últimos tiempos. Es aconsejable beber agua de mineralización débil ya sea a través  de agua embotellada o con la instalación de un equipo de osmosis en tu casa.

¿Bebes agua del grifo? Normalmente si tiene buen sabor es lógico que bebas agua del grifo, pero la contaminación del agua por mercurio ha aumentado considerablemente en los últimos tiempos y puede llegar a tener graves consecuencias tanto para el consumidor como para el medio ambiente. Aunque el mercurio es un componente usual en concentraciones residuales de la tierra, plantas, agua, animales e incluso en el cuerpo humano, el consumo habitual puede provocar efectos tóxicos para la salud a largo plazo.

El aumento de éste metal detectado en el agua es debido a los residuos urbanos e industriales que no son tratados de forma correcta, el uso excesivo de pesticidas y fertilizantes y a la meteorología de cada parte del mundo. También encontramos mercurio en los sedimentos del agua del mar y por lo tanto en los alimentos marinos.

Sí que es cierto que por parte de los gobiernos y comisiones de regularización y legislación los controles son frecuentes con el  límite de nivel de mercurio en agua, pero aun así es conveniente beber agua mineral embotellada o instalar un equipo de osmosis inversa en tu casa tanto para beber como para cocinar. De esta manera consumiremos agua de mineralización débil, agua de calidad y evitaremos posibles problemas.

Los equipos de osmosis inversa son de fácil y rápida instalación debajo del fregadero de tu cocina. Ocupan poco espacio y te olvidas de comprar, cargar y almacenar botellas de agua en tu casa.