Osmosis

Nuestro cuerpo necesita una serie de minerales fundamentales para que nuestro organismo funcione correctamente y necesarios para elaboración de los tejidos corporales e incluso para incluso la formación  las reacciones químicas en las que intervienen las hormonas. Una deficiente o un exceso de ingesta diaria de minerales diarios, puede llegar a ser un problema para la salud.

Uno de los principales minerales  que necesita nuestro organismo es el  sodio. Su principal función consiste en mantener el volumen líquido de nuestro organismo y su equilibrio osmótico. Favorece también la trasmisión de los impulsos nerviosos.

Es muy fácil encontrar sodio en los alimentos que ingerimos a diario. Los podemos distinguir por su sabor salado, principalmente en el queso y en los embutidos y por lógica deberíamos de eliminar el salero en nuestra dieta.

En el agua envasada también encontramos este mineral, pero debemos de tener cuidado en la cantidad de sodio que contiene porque muchas veces es bastante elevada y no lo tenemos en cuenta a la hora de comprarla porque no leemos la etiqueta.

Una eficaz y cómoda solución para no tener que comprar agua embotellada  es la instalación de un equipo de osmosis para purificar el agua del grifo y no tener que comprar agua embotellada. Se trata de un equipo de fácil y rápida instalación cuyo proceso consiste en hacer pasar el agua por una membrana semipermeable donde quedan depositadas las sustancias que contiene el agua de la red que no son saludables para nuestro organismo. Los equipos de osmosis inversa se instala debajo del fregadero y de esta manera podemos tener agua de calidad a nuestra disposición en cualquier momento.