osmosis inversaLos sistemas de osmosis inversa ayudan a tratar el agua de un acuario y suponen un ahorro económico importante.

Es un hecho que la osmosis inversa es uno de los mejores sistemas para obtener agua libre de sustancias contaminantes como pueden ser el nitrato, la cal, los metales pesados, el cloro, los disolventes orgánicos, los pesticidas y otras sustancias que pueden ser perjudiciales para la salud.

Las aguas de nuestros grifos suelen contener estas sustancias mencionadas anteriormente en niveles altos. Lo normal es que el ayuntamiento controle estas sustancias nocivas para la salud hasta un umbral máximo permitido que no implique daños inmediatos para la salud humana, pero no ocurre lo mismo con los seres de nuestro acuario y nuestras plantas terrestres que si que pueden verse afectadas tarde o temprano si la calidad del agua es inadecuada, los peces y las plantas no tiene los mismos umbrales de seguridad que los humanos, suelen ser bastante más bajos.

Si el agua del acuario es inadecuada, los peces pueden presentar diferentes síntomas como:

  • Respiración rápida en la superficie del agua
  • Comportamiento asustado y nervioso.
  • Branquias irritadas.
  • Piel con excesiva secreción mucosa y aletas deshidratadas.

Para solucionar estos problemas hay otras soluciones diferentes a la osmosis inversa, como acondicionadores y sustancias químicas para eliminar el cloro, resinas para ablandar el agua, ácidos para bajar el Ph… sistemas que a la larga salen caros.

También supone un gran gasto el uso de agua desmineralizada, sobre todo si el acuario es grande.

Instalar una máquina de osmosis inversa puede ser la solución ideal para tratar el agua de la manera más sencilla y económica con el objetivo de conseguir agua limpia de impurezas.

Dependiendo del tamaño del acuario, de las necesidades de las especies que vivan en él, de la dureza del agua de red y de otros factores, se instalarán máquinas de osmosis inversa con dos o más etapas.